Todos utilizamos las memorias USB para almacenar nuestros datos y poder llevarlos cómodamente de un lado a otro. Una de las principales características de estos dispositivos es  evitar tener que instalar controladores y tenemos la certeza de que nuestra memoria funcionará en usbcualquier ordenador simplemente con conectarla a un puerto USB.

Cuando hemos acabado de utilizar la memoria USB, la forma más cómoda de desconectarla es simplemente tirando de ella, sin embargo, esto hace que nuestro sistema operativo nos muestre un mensaje en el que nos recuerda que debemos extraer la memoria de forma segura para evitar daños y pérdidas de datos.

¿Qué es extraer un USB de forma segura y qué hace?

Extraer de forma segura es una opción que se encarga de comprobar que ningún archivo está abierto ni la memoria está copiando o leyendo ningún dato de la misma. De ser así, la desmonta para evitar que el sistema pueda acceder a ella y ya nos permite extraerla con la certeza de que nada va a ocurrir con ella.

Uno de los principales problemas a la hora de quitar las memorias USB sin seguridad es que Windows, o nuestro sistema operativo, está haciendo uso de la caché del dispositivo. La caché permite aumentar el rendimiento de la memoria, pero, a cambio, mantiene unos datos en una memoria volátil, por lo tanto, si extraemos la memoria mientras los datos están en caché y no se han copiado completamente a la memoria, perderemos dichos datos. Algo parecido ocurre si extraemos la memoria mientras otra aplicación (por ejemplo, un reproductor de vídeo) está accediendo a los datos, ya que también se usa dicha caché para mejorar la velocidad de lectura de los datos.

Extraer las memorias USB con seguridad es innecesario, en Windows

Seguro que todos nos hemos llevado alguna bronca por desconectar una memoria USB sin extraerla con seguridad previamente. Si la memoria estaba conectada a un sistema operativo Windows, que probablemente así sea, debemos saber que dicha bronca era totalmente innecesaria, tanto como extraer la memoria con seguridad.

Esto se debe a que Windows monta por defecto todas las unidades USB sin la caché habilitada. A cambio de una pequeña pérdida de rendimiento, tenemos la seguridad de que, aunque la desconectemos de repente, incluso aunque estemos copiando datos, estos no se van a perder, tan solo quedará perdido el que se estaba copiando en ese momento. En caso de estar leyendo archivos de ella, no pasará nada. Por defecto, el uso de esta memoria en Windows está desactivado.

Artículo original:  softzone.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR